Qbstt

Benedicto pide tener un poco de sangre en las venas

In Listado de entradas on enero 23, 2012 at 08:44

Hay varias cosas que me sorprenden de +Dollan, entre otras que tiene un blog y además que es interesante y además que ¡el también sablea lo que escriben otros! Esta es la última, escrito en Zenit por Elizabeth Lev.:

En un reciente viaje a Nueva York me llamó la atención una vez más el contraste intenso y dramático que se respira en esta cosmopolita meca. La superposición de lo sagrado y lo profano trae a la mente algunos de los momentos más dramáticos de la historia.

A veces puedo vislumbrar lo que debe haber sido estar en Roma durante los primeros años del comienzo del cristianismo, cuando el paganismo luchaba deseperadamente la marea de la conversión (una victoria para los cristianos), o en el París de la Ilustración cuando los laicistas atacaban a la Iglesia (en esta ocasión las cosas fueron mal para la Iglesia). Hoy en día uno siente como se está librando otra batalla épica en el alma de otra ciudad, y como en el caso de París o Roma, el resultado tendrá consecuencias para el mundo.

Y todo ello en el contexto de la última de Obama, todos los seguros médicos para los trabajadores de una institución o empresa deberán incluir obligatoriamente la cobertura de anticonceptivos e incluso de abortivos como la píldora del día después. Y eso incluye a las instituciones católicas que a partir de agosto se verán obligadas a repartir anticonceptivos y abortivos.

¿Qué ha dicho +Dollan?

Nunca antes el gobierno federal había forzado a los individuos y a las organizaciones a salir al mercado a comprar un producto que viola su conciencia. Esto no debería suceder en un país donde el libre ejercicio de la religión figura en el primer lugar de su lista de derechos

¿Qué ha dicho BXVI?

Cuando una cultura busca suprimir la dimensión del misterio último y cerrar las puertas a la verdad trascendente, inevitablemente se empobrece y se convierte en presa de una lectura reduccionista y totalitaria de la persona humana y de la naturaleza de la sociedad…

…es fundamental que toda la comunidad católica de Estados Unidos llegue a comprender las graves amenazas que plantea al testimonio moral público de la Iglesia el laicismo radical, que cada vez encuentra más expresiones en los ámbitos político y cultural. Es preciso que en todos los niveles de la vida eclesial se comprenda la gravedad de tales amenazas. Son especialmente preocupantes ciertos intentos de limitar la libertad más apreciada en Estados Unidos: la libertad de religión.

vemos la necesidad de un laicado católico comprometido, articulado y bien formado, dotado de un fuerte sentido crítico frente a la cultura dominante y de la valentía de contrarrestar un laicismo reductivo que quisiera deslegitimar la participación de la Iglesia en el debate público

A veces parece que pensamos que para ser cristiano es necesario únicamente el bautismo. Parece que con eso ya hemos cumplido y ala, ya está todo hecho. Ni mucho menos, muchos en un momento dado de la vida nos encontramos con el bautizo como quien mete la mano en el bolsillo un día y se encuentra por sorpresa un carné de conducir que no sabía que tenía. El carné dice que puedo conducir, pero de hecho no sé hacerlo. Es también nuestra tarea de laicos el formarnos, conocer en profunidad en qué creemos. Leer y conocer los argumentos para contrarrestar a los ataques cada vez más abusivos a nuestra fe. En la calle, en el colegio, en la universidad, en el trabajo, en el mercado con los vecinos…

¿Cómo es posible que cualquier crítica a la ideología de género suscita una respuesta instantánea y cuando la libertad religiosa es atacada no la defendemos? ¿Cómo es posible que nos creamos y asumamos como normal, consciente o inconscientemente, esa supuesta superioridad moral e intelectual de otras posiciones hacia la fe? Y no, no se trata de fanfarronear o ser maleducado, sino que se trata de defender nuestra fe con tranquilidad y humildad.

Si uno no sabe responder casi es mejor estar callado, pero no estemos callados por confundir la humildad y la sencillez con la cobardía y la comodidad de permanecer en silencio.

Lee, busca respuestas, fórmate y defiende tu fe.

Y si no, pues nada, buscaremos un trastero espacioso a modo de catacumba para las celebraciones.

Y mientras seguiremos con Obamas varios tal que asín:

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: