Qbstt

Mugrienta pandilla

In Listado de entradas on mayo 15, 2013 at 11:47

Cuando uno ofende a otro pues para arreglarlo puede empezar pidiendo disculpas. Quiero decir, si yo ofendo a alguien y tengo la gracia de arrepentirme puedo empezar o continuar arreglándolo pidiendo disculpas al que he ofendido. El problema es cuando lo que ofende al otro no es lo que uno le haya hecho a él sino lo que uno ha elegido para sí mismo. Sip, el primer sorprendido he sido yo pero es cierto, si uno dice: con todos los defectos y torpezas del mundo voy a tratar de seguir a Cristo lo mejor que sepa. Pues bien, eso, que es algo que eliges para tí, hay gente a la que le ofende.

lost-posterPodría entender que si te entrometes en la vida de alguien, este alguien se pueda ofender. Puedo entender que si le das mucho la brasa a alguien, este alguien se pueda ofender. Pero, ¿algo que has elegido para tí? No le veo el sentido. A no ser que ese alguien piense que eres de su propiedad o algo así.

Esto en principio me daría igual, si alguien se siente ofendido por esto ya se puede ir yendo a la farmacia a por un frasquito de queledén. El problema es cuando no puedes ni debes hacer eso. Ah, es entonces cuando cometes el error de tratar de explicar lo que escandaliza al otro para llevarnos todos bien. Y se lía más, porque en un mundo en donde “Jesús es un buen tipo” o “creo en Jesús pero no en los curas” o “la Iglesia es una oenegé que reparte subvenciones”, si tratas de justificar tu vida diciendo que tal o cual cosa no es algo que hagas porque te lo has inventado tú, sino que es lo que enseña la Iglesia, la cagaste.

Anuncios

Miradas que ven gigantes

In Listado de entradas on abril 11, 2013 at 12:15

objetivo ardillaMoisés, en su día, envió una avanzadilla de espías para tantear un poco cómo era eso de la tierra prometida (Num 13). Los señores espías “llegaron al valle de Escol, donde cortaron un sarmiento con un racimo de uva que transportaron en un palo entre dos, junto con granadas e higos.” Y luego volvieron de su inspección.

“Esto fue lo que contaron: «Entramos al país a donde nos enviaron. ¡Realmente es una tierra que mana leche y miel: ¡aquí están sus productos! Pero el pueblo que vive en ese país es muy poderoso. Las ciudades son muy grandes y fortificadas, hemos visto incluso a los descendientes de Enac.” (Según la tradición Enac era un gigante que había vivido en Palestina)

Caleb era el espía enviado por parte de la tribu de Judá junto con otros espías, uno de cada tribu:

“Caleb calmó al pueblo que murmuraba contra Moisés. «Subamos, les dijo, y conquistemos ese país, que somos capaces de más.» Pero los hombres que habían subido junto con él le replicaron: «No podemos atacar a ese pueblo porque es demasiado poderoso para nosotros.»”

“Y se pusieron a desacreditar la tierra que habían visitado. Les decían a los Israelitas: «La tierra que hemos explorado es una tierra que devora a sus habitantes. Los hombres que allí viven son muy altos. Si hasta vimos gigantes. A su lado teníamos la impresión de que éramos langostas y así nos veían ellos.»”

Dirá San Francisco de Sales sobre la vida devota:

Tu insatisfacción con la iglesia me parece que deriva de una insuficiente comprensión del pecado

In Listado de entradas on marzo 11, 2013 at 10:21

Toda tu insatisfacción con la iglesia me parece que deriva de una insuficiente comprensión del pecado. Tal vez esto te sorprenda porque eres muy consciente de los pecados de los católicos; no obstante, parece que lo que pides es que la iglesia traiga el reino de los cielos a la tierra ahora mismo, que el Espíritu Santo sea encarnado enseguida. El Espíritu Santo rara vez se muestra en la superficie de algo. Estás pidiendo que el hombre vuelva enseguida al estado en que Dios lo creó, estás dejando de lado el terrible orgullo que está en la raíz del hombre y que causa la muerte. Cristo fue crucificado en la tierra y la iglesia es crucificada en el tiempo, y es crucificada por todos nosotros, más particularmente por sus miembros, porque la iglesia es una iglesia de pecadores. Cristo nunca dijo que la iglesia fuera a actuar de forma inteligente o inmaculada, sino que no enseñaría algo erróneo. Esto no significa que un sacerdote no pueda enseñar algo erróneo, sino que la iglesia toda, hablando a través del papa, no enseñará nada erróneo en cuestiones de fe. La iglesia está fundada sobre Pedro, que negó tres veces a Cristo y no pudo caminar sobre el agua por sí mismo. Tú esperas que sus sucesores caminen sobre el agua. Toda naturaleza humana se